Finalidad

Los misioneros y misioneras laicos Servidores de la Palabra tienen como finalidad llevar la evangelización a los pueblos a donde los envíen los responsables del movimiento, colaborando con ello en la tarea de la Iglesia, que es esencialmente misionera.

Es por ello que, recordando la consigna de Cristo:«Así como el Padre me envía a mí, así los envío a ustedes» (Jn 20, 23), se esfuerzan en evangelizar a todos los pueblos y suscitar también evangelizadores laicos para la Iglesia local y Universal.